Elecciones congresales 2020

Elecciones congresales en el Perú profundo

Por: Alonso Estrada-Cuzcano

Las últimas elecciones congresales en el país da lugar a que podamos plantearnos algunas preguntas y sugerir, desde la Academia, las tareas todavía pendientes que nos ayuden a explicar el comportamiento electoral de los peruanos.

Frepap y Urresti

El Frente Popular Agrícola del Perú (Frepap), fundado en 1989, incursionó por última vez en la política hace 20 años cuando ganó solo dos curules para el Congreso (2000-2001). Ahora, luego de conocerse los resultados de estas últimas elecciones, se ha convertido en la cuarta fuerza política del Parlamento, aunque casi nunca estuvo en los radares de los analistas políticos ni tampoco en las encuestas del Perú oficial. Habría que revisar detenidamente las estrategias que se trazaron para canalizar votos, conocer mejor al electorado que eligió votar por este frente y cuáles fueron las regiones donde se fortalecieron. Por otra parte, a nivel de candidatos, ni los medios ni las redes sociales dejaron entrever que Urresti fuera un candidato viable y popular (y terminó siendo el más votado). Los candidatos más firmes antes de la elección habían sido Martha Chávez y De Belaunde. Ningún pronóstico se acercó a la realidad.

UPP en el sur andino

Los bastiones de la izquierda del sur y sur andino del Perú (Arequipa, Ayacucho, Huancavelica, Moquegua, Puno) sorprendieron al país por el triunfo del etnocacerismo (UPP), una ideología de izquierda radical encabezada por Antauro Humala, quien se encuentra encarcelado desde 2009 por el Andahuaylazo. La coalición Juntos por el Perú (JP) y Frente Amplio (FA), liderado por Verónika Mendoza, no obtuvo la votación necesaria para posicionarse en esas regiones, menos en el Cusco, donde hace unos pocos años atrás el FA ocupó el primer lugar en las elecciones generales.

La importancia de la web 2.0

La cobertura periodística que hicieron distintos medios hacia candidatos no fue equitativa y equilibrada. Es más, los candidatos más entrevistados no fueron los más elegidos. Creemos que las redes sociales jugaron un rol muy importante en la decisión del ciudadano, pero convendría hacer más estudios sobre elecciones y ciberactivismo.

Ya el año 2016 se evidenció que el principal factor que se puede considerar como determinante en los resultados de la acción activista es la convocatoria a movilización en cada una de las provincias del Perú a partir de los grupos locales que operan en internet a través de las redes sociales (Estrada-Cuzcano & Oyarce-Cruz, 2016). No se puede olvidar que es en la esfera de esta tecnología donde se produce una dinámica comunicativa distinta que se puede estudiar en cuanto a su selectividad e interactividad.

Referencias

Oyarce-Cruz, J. & Estrada-Cuzcano, A. (2016). Impacto del ciber-activismo en las elecciones presidenciales del Perú en el 2016. En Periodismo en nuevos formatos (pp. 271-280). Madrid: Fragua Editorial.

Lima, 2 de febrero de 2020

@MediaLab UNMSM

Share this
Join the discussion

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Otras lecturas

Diario oficial El Peruano

La universidad pública en tiempos de pandemias

30 mil jóvenes de Lima y provincias que iban a participar en el examen de admisión 2020 en la primera universidad pública del país, la Universidad Nacional Mayor de San Marcos, se quedaron en suspenso. Los 45 mil estudiantes regulares se enteraron de la postergación del inicio de clases hasta fines...

FOMO o el “miedo a perderse algo”

FOMO es el acrónimo de “fear of missing out”, aquel temor que últimamente estamos desarrollando en este contexto de información constante sobre el impacto del #coronavirus en la población del mundo y que nos tiene pegados a las redes sociales y a los medios de comunicación, dejando de...